viernes, 31 de agosto de 2012

Buscan limitar el horario de funcionamiento del Bingo y la instalación de casas de empeño

El bloque del Frente Amplio Progresista presentó varios proyectos en el Concejo Deliberante para regular tanto el horario de funciona-miento del Bingo como también la instalación de casas de empeño en su entorno, en procura de cuidar a los jugadores de una enfermedad adictiva conocida como ludopatía.
Este debate se adelantó la semana pasada cuando los concejales (a excepción del FAP) aceptaron una donación a la comuna de $600 mil por parte de la empresa Iberargen, la cual maneja al “Bingo Royal” de Morón, como así también a los de esa misma cadena (del Grupo Codere) en San Martín y Lanús.
Pero se da en un momento donde el propio kirchnerismo salió a cuestionar al gobernador, Daniel Scioli, por la extensión de las licencias a las casas de azar, en procura de efectivo que financie a su Tesorería.
En el recinto de sesiones del Concejo tomó cuerpo con el cruce que mantuvieron la presidenta de la bancada oficialista, Florencia De Luca, y la edil del GEN, Analía Zapulla, quien parece haberse convertido en la referencia opositora dentro del recinto y, de hecho, fue la única en no aceptar esa donación.
“El Estado no debe recibir dinero de empresas a las que debe controlar y menos relacionadas con el juego”, apuntó el delfín de Margarita Stolbizer. Y explicó: “El Estado lo ve como una forma de financiamiento. Pasó con Scioli. Mejor busquemos la forma de cobrar tasas especiales y que no necesite de la donación voluntaria de estas empresas”. La votación terminó 21 a 1, en favor de la aceptación de ese dinero, más allá de que la socialista Adriana Kreiman (FAP) estaba ausente con aviso.
Ante esta postura, De Luca negó “que el Estado se financie con aportes privados”. Y recordó que “se puede debatir estas cosas por el contexto del país” y “tenemos un proyecto en la Provincia para regular” el juego. El bloque de Nuevo Encuentro adelantó que apoyará la iniciativa del legislador del Frente para la Victoria, Mario Caputo, para que la Provincia se haga cargo de la "explotación, regulación, control y administración del juego". Ocurrió luego de que prorrogaran las licencias por decreto.
"Creemos que es una buena oportunidad para discutir si (el juego) debe estar en manos de unas pocas empresas o si lo tiene que manejar y controlar el Estado", dijo el jefe de la bancada, Adrián Grana.

Las 24 horas
El mayor capitalista en el negocio es un empresario polifacético de ascendencia K como Cristóbal López. A su cabeza apuntaron varios legisladores del ARI-CC y el FAP por su crecimiento durante la última década. Al margen de esto, y antes de terminar con su mandato, el ex diputado Sebastián Cinquerrui (pasó de una a otra fuerza) presentó un proyecto para que se prohíba “la utilización de tecnologías de transacciones electrónicas, captura electrónica de datos y operaciones electrónicas de pago, crédito o debito en Bingos, Casinos, Hipódromos, Agencias Hípicas y de Quiniela en el territorio de la Provincia”. Como así también “la instalación de casas de empeño, compra ventas, establecimientos de préstamos o financieras en un radio de 200 metros de los establecimientos mencionados”.
La iniciativa volvió a ser presentada (“para que no pierda vigencia”) en marzo de este año por el diputado socialista de Moreno Ricardo Vago, quien aclaró que “hoy la instalación de casas de empeño cerca de un Bingo es legal, pero es incorrecto, porque fomenta la ludopatía”. Por ahora no se trató.
En ese mismo sentido versa uno de los proyectos presentados por el bloque del FAP local. Zapulla sumó otros dos: uno para limitar el horario del bingo (está abierto 23 horas diarias) y otro para que el municipio incorpore un servicio de salud que atienda a las personas que tengan problemas con el juego.
El Bingo Royal aportó a la comuna este año 750 mil pesos, incluido el aporte para el recital de Soledad Pastoruti en mayo. Además es el principal sponsor del Deportivo Morón, con otros $100 mil.
En la misma cuadra de la sala de juego, en San Martín 163 y 192, ya se instalaron dos joyerías-relojerías (así figuran habilitadas) que funcionan también como casas de “empeño”. En una de estas, (el nombre de fantasía es “Punto y Banca”), informaron a Un Medio que sólo se presta dinero a cambio de objetos de oro. “Si factura sus ingresos en blanco y tributa es legal”, indicaron desde la comuna.

2 comentarios:

christiandry dijo...

El negocio de los casinos es un mal necesario como decia el personaje de Nicolas Cage en el señor de la guerra.
En este caso los bingos y casinos son necesarios para ciertos sectores ya que posibilitan por un lado un notable ingreso en impuestos, ademas de empleos directos a indirectos, pero por el otro lado es un GRAN LAVADERO DE DINERO SUCIO ya que mueven tanto que en esas exorbitantes sumas todo puede pasar. O a caso alguien recibe factura cuando juega las fichas? Si no te dan factura todo puede pasar y es mas barato pagar impuestos a las ganancias que decir la procedencia total del dinero....
A buen entendedor ...no va masssss

christiandry dijo...

El negocio de los casinos es un mal necesario como decia el personaje de Nicolas Cage en el señor de la guerra.
En este caso los bingos y casinos son necesarios para ciertos sectores ya que posibilitan por un lado un notable ingreso en impuestos, ademas de empleos directos a indirectos, pero por el otro lado es un GRAN LAVADERO DE DINERO SUCIO ya que mueven tanto que en esas exorbitantes sumas todo puede pasar. O a caso alguien recibe factura cuando juega las fichas? Si no te dan factura todo puede pasar y es mas barato pagar impuestos a las ganancias que decir la procedencia total del dinero....
A buen entendedor ...no va masssss