jueves, 12 de abril de 2012

Víctimas de la tragedia de Once pidieron justicia en Plaza La Roche, a un mes de la tragedia

El 28 de marzo se cumplían 35 días de la tragedia de Once cuando en Plaza La Roche un centenar de familiares de víctimas se reunió para exigir Justicia y que se determinen las responsabilidades que llevaron a que 51 pasajeros murieran atrapados en la formación del Sarmiento que chocó en la terminal.
De localidades vecinas se acercaron hasta la estación de Morón con la certeza de que “no se trató de un accidente” y con las incertidumbres propias del “secreto de sumario”. Desde esa noche, poco se avanzó en la causa, aunque hubo un dato fuerte. El martes pasado, la Cámara Federal porteña anuló la decisión del juez federal Claudio Bonadío de aceptar como querellante al Estado. Al mismo tiempo rechazó una recusación que había planteado el abogado Gregorio Dalbón contra el magistrado.
Hasta el cierre de esta edición no se había dado a conocer el resultado de las pericias al tren.“Sobre la causa no puedo decir mucho, porque no tenemos acceso al expediente. Tengo esperanza de que esto se esté encausando de la mejor manera. Una vez que se levante el secreto de sumario hablamos. Obviamente esto no fue un accidente, porque no se tomaron las medidas que se debían. Fue una tragedia, una masacre. Creo que hay que investigar a la empresa, a los funcionarios que tenían que controlarla. Todos los responsables son ellos, a mi entender”, explicó a este periódico Vanesa Toledo, hija de Graciela Díaz, una vecina del distrito que se encuentra entre las 51 víctimas fatales.
La joven fue una de las oradoras principales del acto formalizado a metros del andén. Entre los padres se encontraba el de Lucas Menguini Rey, quizás el más conocido por haber sido el último cuerpo hallado sin vida en la formación 3772 y porque su familia movilizó a los medios más de una vez. El papá trabaja en Canal 7. El noticiero de la TV Pública fue el único en acercar una cámara al lugar. Claro que la difusión no tendría ni por asomo el kilometraje de la pelea Cristina-Macri por los subtes.
En la estación sólo se sentía dolor y bronca. “¿Adonde está el comité de crisis?”, preguntaba el cartel levantado por la familia de Darío Cellie. Según el peritaje forense, el hombre murió asfixiado producto de las dos horas que pasó atrapado e inconsciente. “La ayuda pudo haber sido más rápida. ¿TBA no tiene una máquina para cortar y abrir un vagón? Lo podrían haber rescatado antes”, opinó la hija.Por su parte, familiares de Leonel Frumento (V. Tesei) pidieron que “paguen los culpables o responsables: Pudo ser negligencia, pero hubo denuncias contra TBA por años. Tenían que fiscalizar”.
En general, había disconformidad con el estado de la investigación y del ramal Sarmiento. No obstante, para Vanesa, la tragedia es una bisagra respecto a la situación de los pasajeros. “Estoy convencida de que va a marcar un antes y un después. Es imposible que las cosas sobre caliente lleguen a buen puerto. En principio, se sacaron las formaciones en mal estado. Es algo importante”, suspiró. Además de su madre, otros seis moronenses fallecieron en Once y al menos 20 resultaron heridos.

No hay comentarios: